Todo programa de entrenamiento comienza con una evaluación al perro y a su dueño. Esta evaluación sirve para conocerlos mejor, ver su relación y decidir que programa de entrenamiento es el más conveniente y enfocado en las necesidades de los dos.

Los programas de Vicky Ortiz Dog Training (VODT) están basados en el refuerzo positivo y nunca en el castigo. La experiencia ha demostrado que el refuerzo positivo permite que el perro aprenda mucho mas rápido, disfrute del entrenamiento y mejore la relación con su dueño.

Para el entrenamiento es muy importante la presencia del dueño ya que el objetivo de VODT es capacitar a las personas para que entrenen a sus perros y puedan comunicarse de la mejor manera. VODT alienta a sus clientes para que apliquen todo lo aprendido.

 
Este programa consiste en varias sesiones de trabajo. El número de sesiones puede variar de perro a perro y de dueño a dueño. Las sesiones de una hora de duración son individualizadas y enfocadas en sus necesidades específicas. Su perro aprenderá los ejercicios básicos como sentado, acostado, quieto y venir al llamado. Usted aprenderá a caminar junto sin que su perro tire de la correa. Todos estos ejercicios ayudan enormemente en la resolución de problemas tales como destrozos en casa, morder cosas o personas, cavar en la tierra y saltar encima de las personas.

El Entrenamiento Básico esta dirigido a perros de cuatro meses en adelante.